Los amos del comercio de frutas y hortalizas. Países Bajos. II parte

A las puertas de Albert HeijnLos españoles seremos muy buenos produciendo calidad, pero sabiendo vender no. Ese puesto lo ocupan los holandeses que, pese a tener tan solo una pequeña superficie dedicada a hortícolas (como se describió en el artículo anterior), dominan el comercio internacional. Y al fin y al cabo es en la venta donde mayores ingresos se pueden obtener.

Son los reyes del mambo también en frutales. Grandes volúmenes que importan de cualquier parte del globo terráqueo no solo para abastecer a su mercado doméstico, sino y sobre todo para vender al resto de Europa. Los ejemplos sobran. Holanda compra naranjas y pomelos a Sudáfrica; mandarinas a España; uvas a Sudáfrica, Chile e incluso India; manzanas a Chile y Nueva Zelanda; bananas a Costa Rica; y un largo etcétera por los cinco continentes con otros productos como piñas, peras, melones, frutos rojos, aguacates, guayabas, mangos, higos, dátiles y frutas de hueso (éstas últimas en menor medida).

pepino holandés en Holanda

En hortícolas su negocio es exactamente igual. Reexpediciones de verduras que se adquieren de otros países. Aunque son productores de tomate, compran fuera más de 250.000 toneladas anuales traídas de las siguientes zonas por orden de importancia: España, Bélgica, Francia y Marruecos. O siendo como ya son productores de patatas y cebollas también las compran de vecinos como Francia o de países del hemisferio sur como la lejana Nueva Zelanda para luego revenderlas. El mismo parámetro se repite con las otras verduras.

Jumbo

supermercado holandés desde fuera

El holandés es todo un paradigma. Pequeñas superficies de producción a nivel local, tecnificadas y con altos rendimientos. Esos mismos productores se internacionalizan produciendo directamente en otros países, como en Portugal; o llegando a alianzas con productores de otras nacionalidades, como en España. Su posición estratégica en el corazón de Europa, su logística, sus excelentes conexiones de transporte y su consolidada clientela comunitaria sitúan al empresario holandés siempre un pasito por delante del empresario mediterráneo, ya sea español o italiano. Holanda domina la cadena, los flujos y tiene una capacidad y experiencia en la bisagra de la reexpedición que no tiene nadie.

tricolor a granel

‘Clientes pudientes’

Holanda es la antítesis de Grecia, país que vende a mercados complicados y de bajo nivel adquisitivo. Holanda envía el grueso del tomate y pimiento que despacha a Alemania, Reino Unido y Suecia. Países ricos. Su pepino tiene esos mismos mercados, más Bélgica.

En fruta dulce ocurre igual, ya sean tropicales, pepita, hueso o cítricos. La lista de los principales compradores de las frutas y hortalizas que factura Holanda son Alemania, Reino Unido, Bélgica, Francia, Suecia, Italia, Noruega, Dinamarca, Polonia e Irlanda.

sección de hortalizas de un supermercado holandés

Posdata: Las imágenes me las han enviado los amigos de Andorreando por el mundo, agricultores ejidenses que viajan por todo el planeta; y también algunas son del mismo amigo lector que me facilitó las fotos del post anterior.

Westland

Anuncios

Perspectivas de los consumidores germanos. Rosalía Gómez desde Alemania

Rosalia GómezDespués de volver de bañarme en las cálidas aguas del Mediterráneo, de ponerme morenita (todo lo que pude) y de atiborrarme de tapitas, cervecitas y tintos de verano, vuelvo a la razón y al juicio de mi pueblo adoptivo, a las bratwurst y las pommes, y a los bosques y los lagos.

También tuve la oportunidad este mes de julio, entre tapa y tapa, de recibir la visita de José Antonio, una ocasión para intercambiar ideas acerca del interés de sus lectores en conocer cómo se mueve el público y la oferta a la que se ve sometido fuera de las fronteras españolas.

Zucchini gelb

MelonenTras una escueta visita a una de las grandes superficies comerciales que suministran al consumidor del norte alemán os hago un resumen. A estas alturas del verano, todavía sigue habiendo bastante verdura de producción regional. Los mercados se abastecen de productos regionales, muy queridos por el consumidor, no solo porque son productos procedentes de sus campos, sino porque eso significa producto más fresco y natural, carente de horas de frío y transporte además de sabor. También es sinónimo de menor contaminación atmosférica y ahorro energético, factores valorados sobre todo por el consumidor más joven.

Auberginen

Zwiebeln GemüseTomates, calabacines, pepinos, berenjenas, judías y sobre todo hortaliza de hoja son producidos durante el verano por productores regionales alemanes. He visto, con nostalgia además, un tipo de tirabeque. Supongo que muchos seguís consumiendo y produciendo tirabeques, un tipo de leguminosa con un sabor dulce, exquisito.

El mercado holandés y belga, a pesar del público proteccionista alemán del medio ambiente y de la preferencia por la producción fresca, continúan en Alemania en los stands de los departamentos de fruta y verdura de los super con sus tomates de verano y calabacines. No es fácil desprenderse de los vínculos comerciales holandeses que habrán de mantenerse con vistas al otoño.

Paraguayos   Finca El Encinal

Knoblauch weissSiempre nos saca una sonrisa a los españoles encontrar nuestros productos y – a pesar de que nuestras verduras no dan la talla en estos momentos en los que la feria del mediodía en la capital almeriense alegra a turistas y residentes – hay ajos, cebollas,  cerezas, melones, sandías, paraguayos, jamón serrano y como no nuestros vinos, aceitunas y otros encurtidos, de procedencia genuinamente española.

Es una pena que no pueda mencionar al expositor de los aceites, que nuestros vecinos italianos con tanto arte comercializan en nuestro nombre y con sus nombres y apellidos. No es de criticar esto, ya que el italiano hace bien su trabajo, pero muchos esperamos ver algún día en las botellas de aceite, que se etiquete adecuadamente y se nombre, no solo al agente exportador, sino además al productor, aunque todavía habrá que esperar una legislación europea que normalice ese aspecto del etiquetado.  Siguiendo la tónica de los refranillos de José Antonio, diremos que a cada cerdo le llega su San Martín.

Gratis   Knackerbsen

Mientras tanto me recreo en el vocabulario español que encuentro por aquí y por allá y que deja huella por todo el mundo de la idiosincrasia española; los hogares alemanes esperan la llegada del otoño que llena de color las calles: amarillos, rojos y anaranjados, y de sabor sus mesas, con los productos de nuestra huerta, que a pesar de la distancia y del consumo energético que supone, no deja de ser un aporte de energía para niños y mayores, que por supuesto no rima con el “gratis” de una de las fotos que os envío. Los estándares de calidad que estamos ofreciendo en los últimos años son, por supuesto bienvenidos.

Paprika Mix

meinLand

‘El Señor de las Manzanas’ se llama José Segura

José Segura

Nos conocimos en la barra de un bar. En la sierra es normal entablar conversación con el vecino del café o la cerveza. No sé de qué modo empezamos hablar sobre lo seco que está el campo y lo maligno de la sequía. No supe su nombre hasta que me subí en su furgoneta. Con José Segura y su historia acabo el serial de artículos dedicados a la sierra de los Filabres y a esas otras actividades primarias que no abordo habitualmente cuando el invernadero está a pleno rendimiento. Ganadería caprina, apicultura, viticultura, incluso piedra natural, y ahora fruta de pepita. Porque José Segura tiene la mayor explotación de manzanas del interior de la provincia almeriense.

Royal Gala

Posee distintas huertas, diseminadas entre Tahal y Alcudia de Monteagud. Visité varias. Caminos de tierra y algunos asfaltados en los que no nos cruzamos con ni un solo vehículo. En las ciudades se hacen terapias de grupo, yoga, se camina por paseos marítimos abarrotados de personal, bla, bla, bla. Nada como perderse en una sierra y conocer a sus lugareños para desestresarse y encontrarse con uno. Y toda esa parafernalia del silencio.

Lo que despertó mi interés de su conversación fueron las manzanas. Las mayores producciones están en el noreste del país, Cataluña es región manzanera; así que ver manzanos en tierra almeriense tiene su aquel. Y si en Almería, o en una zona de clima similar, las producciones son más tardías, pues entonces puede ser interesante. A la mayoría de los manzanos de las imágenes aún les quedan dos meses, es decir, octubre. E incluso noviembre. En esa época ya ha finalizado el grueso de la producción española, así que puede quedar un hueco jugoso para responder a la demanda otoñal. Dicho con otras palabras, las manzanas en esa época se pagarán bien. Pura oferta y demanda.

huerta de manzanos

manzanas

José tiene Royal Gala (más roja) y Golden (más amarillenta). Más de 250 manzanos. Algo inédito en estos lares, de ahí lo del señor de las manzanas de los Filabres. Les tenía puesto el riego por goteo, pero se lamentaba de que era insuficiente con el veranito que ha estado haciendo. Luego en invierno me dijo que el árbol funciona bien en estas serranías porque pide frío. Le quitamos un par de manzanas a algunas ramas. De sabor extraordinario; aunque, ¡claro!, en un paraje así todo entra bien.

Espantapájaros

El peligro viene de los pájaros, que pican los frutos. Por eso, las bolsas de plástico y los espantapájaros.

pero

Junto a los manzanos, me mostró algunos peros. “Son autóctonos de los Filabres, de la Tetica de Velefique”, explicó. La fotografía adjunta corresponde a un pero. En realidad es una variedad de manzano.

garnacha

José también tiene viñas, unas 1.500 parras, tintas de tempranillo y blancas de garnacha. Decía que se exprimía un buen zumo con el que sacaba su vino para el invierno. Además de uva de mesa, que recogerá en septiembre.

almendras   peras melocotón

Y almendros, por doquier. Este árbol forma parte de la silueta de esta sierra. Y olivos. Entre unos y otros unos 1.500 árboles. Además de otros frutales, como cerezas, ciruelas, peras, caquis, melocotones y nectarinas y algún granado. Pero me quedo con las manzanas porque, tras lo visto, creo que pueden tener un buen comportamiento. Y entrar en el mercado en un momento ideal.

José Segura con sus parras

Con esto dejo atrás estos paisajes llenos de retamas e hinojos. La España más rica está siempre por descubrir. Y suele habitar alejada del asfalto, detrás de una encina o a la sombra de un olivo.

paisaje

Irlanda. La crisis financiera afecta a los hábitos de consumo de frutas y hortalizas/ Ireland. The financial crisis of 2008 affects the consumption habits of fruits and vegetables

Californias de cuatro coloresLa gran crisis financiera que ha asolado a Europa a raíz del ‘pinchazo del ladrillo’ ha tenido también consecuencias sobre los mercados de consumo hortofrutícolas. Ejemplos como el irlandés. La recesión ha provocado que el ama de casa irlandesa, que antes compraba sin preocuparle el origen de los frescos, ahora se fije como nunca en la procedencia. Pero volvemos a la misma situación que la radiografiada en Inglaterra, su dependencia del exterior es absoluta para poder llenar la cesta de la compra con frutas y hortalizas frescas (que no congeladas).

Así que los productores locales irlandeses son los grandes beneficiados de este nuevo torbellino agronacionalista. Pocos, y lo que producen, se lo quitan de las manos. Casi literalmente.

Las encuestas de Kantar Fresh Produce Ireland reflejan que existe una corriente de opinión según la cual muchos irlandeses creen que comprando producto nacional apoyan a la economía del país. Es en realidad un argumento político, ya que la producción irlandesa se limita casi a las patatas, 10.700 hectáreas, y a un poquito de brásicas, un millar de hectáreas por todo el país. Lo demás es residual. Apenas 20 hectáreas de tomate, menos de una docena de hectáreas de calabacín y tan solo 7 hectáreas de pepino. Con estos números queda todo dicho.   Mayes en Irlanda

Hay otro paralelismo con el Reino Unido vinculado al segmento ecológico. Se trata de la percepción de una demanda ‘bio’ que es creciente ahora y en el futuro en ambas islas, según las encuestas de consumo. Se abre así una oportunidad de negocio en ambos mercados para los exportadores españoles, ya que los productores locales no abastecen esa pujante demanda doméstica. Es más, la superficie de hortalizas orgánicas irlandesas ha descendido un 44% en los últimos años.

Sobre Irlanda también hay que decir, principalmente en algunas frutas y cítricos, que Londres sigue sirviéndoles mucha mercancía, a través de la reexportación. Intermediarios que podrían saltarse los exportadores para vender directamente a Dublín.

Donde está más justificado que Irlanda defienda su producto patrio es en la cerveza, la Guinness es inigualable y la tostada irrepetible. Pero en hortícolas y frutales, el continente es su huerta natural. E insustituible.

Posdata: Las fotos pertenecen a un supermercado Lidl en Irlanda. Me las han cedido los amigos de Andorreando por el mundo, una pareja de jóvenes ejidenses que viaja por todo el planeta.

Pimientos en un Lidl irlandésIreland. The financial crisis of 2008 affects the consumption habits of fruits and vegetables

The great financial crisis that swept through the European markets, caused to some extend by the “explosion” of the real estate bubble, has also brought consequences on the consumer markets of horticultural products. That is exactly what happened to Ireland. The recession has caused the Irish housewife to pay more attention to the origin of the perishable goods, a thing she never used to do before. We are facing basically the same picture as in the UK: the Irish depend on the import in order to be able to fill the shopping basket with fresh fruit and vegetable (not frozen).

As a consequence the local producers are the ones to obtain benefits of this new agricultural-patriotic wave. Not only there are just a few of them, but whatever they produce is being sold almost literally in a fraction of a second.

The surveys of Kantar Fresh Produce Ireland point out that there is a trending opinion among the Irish that if they buy national products, they back up the economy of the country. It is more of a political argument, since the production of Ireland is limited to potatoes (10.700 hectares) and winter vegetables, almost 1.000 hectares all over the country. All other production is irrelevant. There are less than 20 hectares of tomato, less than a dozen of hectares of zucchini and only 7 hectares of cucumber. The numbers speak for themselves.

There is another similarity with the UK related to the ecological sector. I´m talking about the perception of the growing demand for “bio” products, which is also one of the future trends on the British Isles, according to the latest consumers surveys. A business opportunity for the Spanish exporters is created both on the market of Ireland and the UK, taking into account that the local producers cannot satisfy the thriving domestic demand. What is more, the surface dedicated to horticultural production in Ireland shows a decrease of 44% during the last couple of years.

I have to mention too, that, mostly in the case of some of the fruits and citruses, London still supplies a relevant portion to Ireland through re-exportation. By avoiding the middleman the Spanish exporters could sell directly to Dublin.

The only Irish national product whose preservation is well founded is beer, Guinness is unparalleled and stout is simply unique. But when it comes to fruits and vegetables, the continent is its natural garden and orchard. And it is irreplaceable.

Murgiverde en Irlanda

Explicación de la crisis griega a través de su agricultura

AGRICULTURE IN ANCIENT GREECE - factsanddetails.comA todo perro flaco le salen pulgas. Sirva el símil para visualizar lo que está ocurriendo en el país germen de la cultura occidental. Su crisis económica, conocida en la vertiente financiera por el arreón de los telediarios, tiene otras muchas micro-crisis que afectan a sus distintos estratos, entre ellos el agrícola. Me he acercado al sector hortofrutícola, que es el que más interés despierta en este blog, para comprender lo que sucede en la tierra de los primeros filósofos.

Buceando en la estadística de comercio exterior se comprende casi todo. Un país que tiene entre sus principales compradores de frutas y hortalizas a países como Rumanía, Serbia, Bulgaria o Ucrania no puede ir bien. Si a eso se le suma a su lista de primeros clientes Rusia, se entienden muchas cosas. Ojo, porque si saliese del euro está claro que no habría veto ruso y todo el mercado de Putin sería para Grecia. Lo que ocurre es que la agricultura en la cuna de la democracia no es un sector estratégico. Así que la moneda de cambio de Rusia no aparece en las quinielas de Atenas por la cuestión agrícola, otra cosa es la energía o el papel geopolítico.

Siguiendo por el tema de sus exportaciones, a este perro flaco se le suman varias campañas adversas en lo meteorológico que han reducido su volumen productor y por tanto exportador. Cítricos, fruta de hueso y pepita son sus nichos, en hortícolas Grecia no pinta nada; aunque acompañe este artículo con una fotografía de un invernadero de alta tecnología (la instantánea pertenece a una web centrada en la cogeneración: http://www.code2-project.eu/).

Invernadero de alta tecnología en Greecia www.code2-project.eu

La mayor superficie griega la representan cultivos como el melocotón y la nectarina, la uva, la manzana o el kiwi. También hay tomate – mercado interno – y sandía – exportada a países de segundo nivel -. Realmente Grecia produce sobre todo para el autoconsumo y lo que vende fuera va a Europa del Este, no a la Europa más rica y que mejor paga.

Orthodox News - myocn.net

Alarmante es la caída de sus importaciones, lo que refleja la autarquía hacia la que camina Grecia. Bajan todas sus compras al exterior, por ejemplo, de tomate apenas adquieren de otros países 4.000 toneladas anuales, es decir, nada. Tonelajes similares tiene la zanahoria, la piña, la naranja o la cebolla. Paupérrimo. Solo sube la patata, alimento básico cuyo mayor consumo es sintomático del bajo nivel adquisitivo de los griegos para completar su cesta de la compra.

www.workaway.infoDe puertas hacia dentro los griegos cada vez procuran comprar más producto patrio, lo que es normal. Un modo de levantar al país, aunque el sector agrícola no es un pilar que pueda servir de catapulta. Ese orgullo nacionalista hace que estén en auge los llamados laikís, pequeñas tiendas locales en las que el productor vende con un mínimo de intermediarios a los consumidores. Los laikís son la nueva competencia de los supermercados y en las encuestas de preferencia está como la primera opción en la que piensa el consumidor heleno.

Las empresas españolas venden a Grecia fruta, pero casi nada de verdura. Y a tenor de las circunstancias esta radiografía no sufrirá grandes cambios en los próximos años. ¡Suerte a los griegos!

Posdata: La fotografía del jarrón recrea la agricultura en la Grecia clásica, extraída de http://factsanddetails.com/; la de la bandera aparece en la web http://www.workaway.info/, página sobre posibilidades de empleo en distintos países; la imagen del supermercado pertenece a la web de Orthodox News http://myocn.net/; y finalmente la foto del teatro de Delphi está en la Official Website of Luciana Cavallaro: http://luccav.com/).

Theatre at Delphi - Official Website of Luciana Cavallaro

Húngara, la sandía que compite con la española en verano

budapest_hungria_5224_650xtraveler.es

Entra el calor en Europa y a las producciones españolas les salen competidores en la zona del mediterráneo oriental y en Europa del Este, sobre todo en Hungría. Éste es un país de sandías, principalmente crimson y con semillas, aunque su oferta cada vez es más rica y variada. A partir de ahora comenzarán a abarrotar los mercados de la Europa más rica con la bandera del low cost. Sandías más baratas que inundan las plazas austriacas, alemanas y centroeuropeas.

En Hungría hay casi 6.000 hectáreas de sandía al aire libre en los meses de verano. Sus exportaciones a los países europeos se calculan en unas 70.000 toneladas, a un ritmo de crecimiento en los últimos años del 20%. ¡Así que ojo a la sandía húngara!

Sandía tipo crimson

Hungría cada vez produce más sandía. Se estiman 190.000 toneladas. Si hacemos número la mayor cuantía es para consumo interno, ya que la población de este país de Europa del Este elige la sandía como su fruta favorita en los meses de más calor. Pero lo que no se come dentro, se vende fuera, hasta el punto de que la sandía es el principal artículo en la exportación hortofrutícola húngara, por delante de la manzana, el pimiento y la cereza.

Junto a sandía, el otro gran cultivo en este país es el pimiento, tanto dulce como pimentón. Son casi 5.000 hectáreas repartidas por sus diferentes regiones.

nationalgeographicMe llama la atención de Hungría su propensión a los congelados. Dos terceras partes de sus habitantes reconocen comprar verduras congeladas durante el invierno. Suelen adquirirlas frescas cuando llega el verano y son de temporada. Así que nuestras producciones de contraestación se enfrentan aquí a este obstáculo de tipo cultural, ¿habrá que promocionar las ventajas saludables del consumo en fresco durante los meses fríos?

posdata. La primera imagen pertenece a traveler.es y esta última al National Geographic. La de las sandías tipo crimson es propia.

Tendencias de los consumidores ingleses. Desmontando mercados/ Trends among the British consumers. Unraveling the markets

Consumidora inglesa

Este verano me he propuesto contaros en pequeños fascículos lo más granado de los mercados europeos. Esos mismos a los que exportamos nuestras frutas y hortalizas. Conocer más a fondo a nuestros compradores. Una lectura apropiada para los meses de julio y agosto. Empiezo con el Reino Unido. Y agradecer a Francisco, un seguidor almeriense afincado desde hace una década en Inglaterra, que me haya enviado estas fotografías tomadas recientemente en Londres.

Los británicos, a diferencia de los europeos continentales, son muy dados a las encuestas. De lo más variopinto. Desde preguntarse las razones por las que un británico estaría dispuesto a pagar más, los motivos por los que demanda ecológico o en qué criterios se basa para comprar frutas y hortalizas.

Leyendo estas encuestas, por ejemplo, ‘The global food &consumer goods experts’, ‘Food Statistics Pocketbook’ o la ‘Food and You Survey’, se pueden extraer datos muy jugosos que arrojan luz sobre las preferencias de estos clientes.

Factor precio

Para casi el 90% de los consumidores británicos el precio es el principal elemento que justifica su cesta de la compra hortofrutícola. Es lo que primero miran. El segundo factor, para un 65% de consumidores, son las promociones, frutas y hortalizas que estén en oferta. A continuación la calidad, 64%; olor y sabor, 53%; y salud, 49%.

No sé si esto romperá algún mito, pero deja en evidencia que para un británico es mucho más importante comprar barato que comprar salud.

Lechuga británica

Modas, producción local

Hay conceptos en este mercado de consumo que están de moda. Por ejemplo, la producción local. Si os fijáis en las fotos, se ven lechugas con la bandera británica y carteles publicitando los productos regionales. Sin embargo, la dependencia del exterior es absoluta, por mucho que se prime el Kilómetro Cero, la proximidad o el consumo de productos regionales los británicos tienen que importar casi todo, si quieren tener las estanterías repletas de perecederos. Ya que he mencionado la lechuga, de este cultivo apenas hay 8.000 hectáreas en todo el país. A todas luces insuficiente.  Así que en hortícolas España se consolida como el primer proveedor con casi el 40% de la cuota, seguido de Holanda con el 31%.

En el orgánico hay un nicho muy interesante. La producción británica en ecológico está estancada, son apenas 12.000 hectáreas, la mayoría de patata. Sin embargo, pese a esta reducida producción local, todas las encuestas de consumo apuntan a que la demanda por las verduras ‘bio’ se multiplicará en los próximos años. La mitad de los británicos confiesa que el próximo año llenarán su cesta con más ecológico. Así que atención a los exportadores españoles. Aquí hay oportunidades.

Productos de conveniencia

Quiero acabar esta fotografía sobre el mercado británico refiriéndome a los artículos de conveniencia. Es la tendencia futura que se vislumbra para las frutas y verduras, productos de bajo precio unitario que la gente conoce y compra de manera rutinaria.

La compra de estos productos de conveniencia es muy rápida, casi de manera automática y está basada en el conocimiento que se tiene de esos artículos.

Tesco Express

Trends among the British consumers. Unraveling the markets

This summer I intend to acquaint you with some fascinating facts about the European markets in a series of short articles. We´re going to explore together the target markets of our fruits and vegetables, getting to know what makes the end consumers tick. These articles are meant as a light reading for the months of July and August. I shall start with the United Kingdom. First of all, I would like to express my gratitude to Francisco, (a follower originally from Almería, who´d lived already for a decade in England) for these photographs, taken recently in London.

The British, unlike the European continentals, are used to all types of surveys. I mean literally all types of surveys. They ask about everything: what would make a British pay more for a certain product, the reasons behind the demand of organic foods or simply list the criteria for the purchase of fruit and vegetable.

By studying surveys of ‘The global food & consumer goods experts’, the ‘Food Statistics Pocketbook’ or ‘Food and You Survey’, one could make conclusions that throw light upon the preferences of the British end consumer.

Sainsbury's

Price factor

For almost 90% of the British consumers price is the main factor for choosing which product enters their shopping basket. It is also the first thing they check. As a second most important factor, for 65% of the consumers, special offers/discounts are listed, followed closely by quality- 64%; smell and taste-53%; and health awareness- 49%.

I don´t know whether these results break a myth, but they certainly prove that for the British people buying cheaply is much more important than buying healthy fruit and vegetable.

Tesco

Trends, local and regional products

There are several trends on the consumer market in UK right now. One of them is the local/regional production. If you take a closer look at the pictures, you could see the Union Jack on the plastic wrap of the lettuce. There are also posters to be seen, advertising for regional products. Nevertheless, the dependency of the UK food sector on the import is absolute, so even if the less food miles and the regional products are promoted, the British have to import almost everything on the fruit and vegetables shelves if they want to keep them filled with perishable goods. Of the above mentioned lettuce only 8000 hectares are being grown in the whole of the UK. A clearly insufficient quantity. And Spain has firmly established itself a leading supplier of horticultural products with a market share of almost 40%, followed by the Netherlands, with 31%.

The field of organic foods there is another interesting market niche.  The UK production of organic foods is stagnant, counting with only 12.000 hectares, in their majority potatoes. Nevertheless, and despite the limited local production, all the consumption surveys point out that the demand for “bio” vegetables will increase rapidly in the near future. Half of the UK consumers plan including more organic products in their shopping basket during the following year. So, pay attention, Spanish exporters. Opportunity in sight!

Convenience goods

I would like to put the final touch on this landscape of the UK market, making a reference to the convenience goods. The new tendency in sight on the market of fruit and vegetable is the low unit price and the purchase of already known products as a part of a routine.

Such purchase of convenience goods is fast; it is being executed in an almost automatic manner and is based on a previously obtained knowledge of the products.

Reclamos al producto local británico

Ave Fénix. La feria de Almería renace de sus cenizas

La ministra mirando

Fijaos en esta foto. Los únicos ojos que miran mi cámara son los de la ministra. ¿Será casualidad? Me imagino que sí. En cualquier caso es curioso observar los ojos de la gente, sus gestos faciales, sus medias sonrisas e incluso el halo que hay en torno a cada ser humano. Se pueden sacar muchas conclusiones. Y no todas buenas.

Foto de familia con la ministra

En la segunda fotografía ocurre algo similar. Me coloqué en una esquina, pero hubo un señor que me miró fijamente. De hecho, creo que es alguien de la organización, supongo que algún puesto importante tiene que ocupar en InfoAgro, ya que fue la persona que entregó un pequeño obsequio a Isabel García Tejerina. Me cabe la duda de si hubiese venido o no la ministra con otro calendario. Me refiero a que hay elecciones en horas. Otras veces en el pasado la antigua Expo Agro tuvo menos figuras ilustres (…).

ministra Isabel García TejerinaDicho lo cual tengo que decir que InfoAgro Exhibition 2015 ha sido una feria sorprendente. No conozco la labor de sus promotores, solo sé que detrás está el portal de noticias agrícolas InfoAgro, pero desconozco cómo se han atrevido a iniciar un proyecto de tal envergadura con todas las incertidumbres que suscita a priori. ¡Y les ha salido muy bien! Así que mi felicitación.

Recuerdo los tiempos de la Expo Agro, de su decadencia y hundimiento definitivo. La antigua feria fracasó porque perdió su esencia, se desnaturalizó al convertirse en muchas cosas diferentes alejadas del invernadero. Y se fueron los agricultores y con ellos muchas empresas, como las de semillas; que sin embargo sí han querido estar presentes en esta InfoAgro Exhibition 2015.

Público de todas las edadesA fuerza de demostraciones voy a terminar pensando que las únicas cosas que funcionan son las de iniciativa privada. Cuando entra lo público se desvirtúa todo en favor de subvenciones, es entonces el momento en el que la política asoma al tiempo que arrasa y se produce una estampida. Y si a ello se suman empresarios ajenos a la agricultura organizando una feria agrícola como Expo Agro es más que previsible que su cierre sea cuestión de tiempo. Como así ocurrió. Pero ahora las cosas parece ser que han cambiado. Una feria, de promotor privado, que sea capaz de llenar la planta principal del Palacio de Exposiciones y Congresos de Aguadulce de expositores y de público es algo más que meritorio. Solo hace falta ver las imágenes para entender que esto sí ha sido un éxito en cuanto a visitantes. Y lo dice alguien totalmente ajeno a InfoAgro.

Incluso se han visto familias enteras, algo que llevaba muchos años sin ver. Se han juntado diferentes generaciones de agricultores, desde los más mayores a los jóvenes que están ahora peleándose por poder incorporarse al sector. Lo de pelearse lo digo por la Orden de la Administración que no llega.

Público. Muchas familias

Me contaba un empresario con expositor, de la comarca del Poniente, que en solo día y medio ya había cerrado el trabajo que suele hacer en un mes. ¡Lógico, en un mismo espacio están empresas, clientes y visitantes con los que apenas en unos minutos se pueden cerrar acuerdos que otras veces llevan mucha más carga de tiempo!

En fin, que una zona productora que presume de ser referente mundial no puede vivir sin un escaparate. Que no es incompatible ni con la feria de Madrid ni con la de Berlín. En ellas el cliente es el de destino, el distribuidor; mientras que en InfoAgro a quien hay que captar es al agricultor, ya sea para venderle bichos, fitosanitarios, semillas, sistemas de fertirriego, drones, abonos o incluso para que te lleve el género. Una de las comercializadoras más ambiciosas en este evento ha sido Tabo Export, situada en la capital almeriense. Su expositor ha sido uno de los más concurridos. Proponen un modelo de negocio en el que quieren eliminar intermediarios y que el agricultor esté muy cerca de venderle directamente al supermercado. También con la promesa de una comisión más baja que la de las subastas.

Bögrow

Rojo en pimiento y tomateOtras comercializadoras como Hortamar exponían su pimiento húngaro, que va al alza. O también la singularidad de su maíz dulce. Hace muchos años algunos agricultores de esta cooperativa roquetera ponían alrededor del invernadero maíz, como barrera para la entrada de plagas. Luego se dieron cuenta que se podía poner dentro de la propia finca e incluso vender. Son solo doce hectáreas, pero no deja de tener su singularidad.

Me crucé con un grupo de agricultores de la CASI, entre los que estaba su presidente y su vicepresidente. Esta campaña han puesto un sello a su tomate RAF para evitar la picaresca de la venta de cara al consumidor de falsos RAF como RAF. Ocurre por ejemplo en algunos hipermercados en los que se vende a granel este tomate. Pero de eso ya os hablaré en un próximo artículo.

Agricultores de CASI

Y luego está la oportunidad que te da un salón de estas características de poder saludar a muchísima gente con la que no siempre se tiene un contacto físico. Me refiero a los numerosos lectores que estos días os habéis dirigido a mí para presentaros. Infinitas gracias. Quiero también aprovechar para disculparme por todos aquellos que me escribís y a los que aún no he podido responder, ya sea por correo electrónico o a través de las redes sociales. Como me decía ayer Juan Sánchez, gerente de Hortocampo, voy en demasiadas ocasiones deprisa y no puedo siempre atender como quisiera. Mis disculpas por delante. A Juan lo retraté con su gente y también con el bueno de Paco García, del grupoIñesta.

Hortocampo

Radioluz DalíasInfoAgro sirve además para contactar y tropezarte con muchos personajes, como Antonio Navarro, al que conocí ayer. Es el director del programa de radio, ‘Bajo Plástico’, de Radioluz Dalías, que muchos conoceréis. Se emite jueves y sábado de 7 a 8 de la mañana en el 107.8 FM o bien en el 90.2 FM. Estaba con Juan Manuel Rodríguez, siempre combativo con el tema del agua, y con otro agricultor, Francisco Molero.

Esto es solo una pequeña fotografía, pero habría bastantes más carretes de imágenes que se podrían extraer de un evento así. Según me dijeron se celebrará cada dos años para no chocar con la feria Expolevante de Níjar, que fue la que dio la puntilla a la extinta Expo Agro. Así que buen futuro le auguro a la nueva feria de InfoAgro, si va de la mano de la nijareña y mantiene en su próxima edición el espíritu netamente agrícola que ha caracterizado su primera aparición. ¡Suerte!

Público  El Plantel  Vega del Andarax

Wise   Hortamar   drones

EFA Campomar   Gazpacho   ponencia Wise

Chocolate con crema picante

posdata. La última imagen es de un exquisito chocolate a base de una crema de pimiento picante. La escuela de restauración Lima Roja, de la que ya hablé en el blog, fue la encargada de tan exquisito manjar.

Carta de una lectora española desde Alemania

Rosalia Gómez

Buenos días José Antonio,

hace varias noches, mientras zapeaba por la tv, me encontré con un debate entre la exministra de Agricultura, Alimentación y Protección de los consumidores (RENATE KÜNAST, por los Verdes, 2001-2005), un experto en empresas de descuento (que se refieren a las grandes cadenas) y asesor de ALDI ( THOMAS ROEB ), un gran empresario del sector de la carne (JÜRGEN ABRAHAN ), una periodista dedicada al sector de la agricultura y que ha publicado libros sobre agricultura (TANJA BUNSEE ) y por último a un agricultor y bloguero que actuaba como representante de los productores agrícolas (BAUER WILLI ), que en Alemania, no solo son agricultores, sino además ganaderos.

Este agricultor ha creado un blog en donde ha publicado un escrito dirigido al consumidor, y le pide consejo  sobre qué hacer con su empresa, porque ellos reciben muy pocos beneficios de sus productos, mientras que los consumidores pagan lo que las grandes superficies le imponen… el eterno problema. Es por eso, porque es un eterno problema en nuestra tierra también, me ha gustado ver un debate de televisión solo dedicado a este asunto que parece pulular por todos los rincones del mundo ¿por qué el agricultor recibe tan poco por sus productos, mientras que el consumidor paga lo que le piden?, ¿son las grandes superficies responsables?, ¿por qué el productor tiene que atenerse a producir cada día mayor calidad, mientras que recibe los mismos precios de siempre? Teniendo en cuenta que estamos ya en un mundo globalizado, y que las situaciones de unos lugares no son tan diferentes a la de otros, es importante que sepamos qué hacen unos y otros.

Algunos productores que intervinieron preguntaron a los expertos “¿por qué no recibimos un precio medio?”. Otra gran duda al respecto ¿es esa una solución?. Muchos productores han pactado precios medios y todavía esa política no ha prosperado. Se tocó el tema de la agricultura ecológica, que con el tiempo no parece ser tan rentable debido a los elevados costes y a la baja rentabilidad, producción de leche, huevos y carne.

No deja de ser interesante ver las intervenciones por parte de los expertos en economía e industria,  expolíticos, periodistas y empresarios agrícolas.

farmer-657343_1920

Al escribirte este correo he visto que ya hay algunos comentarios en SPIEGEL, que como sabrás es una revista bastante importante en este País. Para terminar, el título del debate era algo así. ‘La rabia o el rencor del agricultor’, yo en nuestro lenguaje diría ‘El cabreo del agricultor’.

Para aquellos curiosos que quieran informarse sobre cómo se mueven en otros lugares, el programa fue en la primera de la tv alemana (Das Erste ), el nombre del periodista que modera el debate es GÜNTER JAUCH. El SPIEGEL, ya ha hecho algunos comentarios que podreis encontrar en internet con ‘traducción de la página’. Te adjunto el enlace del blog  start – Bauer Willi, en donde se publica la ‘petición de consejo al consumidor’.

Espero que te sea de interés. Un saludo, Rosalía Gómez

http://www.bauerwilli.com/

Aclaración. La fotografía que acompaño a la carta de esta almeriense residente en Alemania pertenece al enlace de la página que me envía, en la que podéis encontrar información sobre el debate que nos describe.

El invernadero de las pitayas

Emilio

En Almería hay un invernadero de pitayas. Sí, es cierto. Parece increíble, pero hay agricultores capaces de probar lo que nadie cree posible. Emilio, que es como se llama este agricultor del norte de La Mojonera, me explicaba que “antes plantaba lo mismo que el resto, pero me cansé”.

pitahaya 2

Lleva ya varios años con el cultivo de pitahaya o fruta del dragón, originaria de Centro América. Un ciclo que va de julio hasta diciembre. De sabor extraordinario. De hecho creo que si se conociese más entre los consumidores europeos, muchos abandonarían los postres industriales. De lo mejor que he probado.

Este invernadero de las pitayas es una isla escondida en mitad del mar de plástico del Poniente. En realidad, hay que perderse mucho por los caminos rurales para dar con un lugar tan llamativo. Hasta la entrada es curiosa. Hay que subir por un puente, a varios metros de altura y ser un poco ágil para entrar al interior sin darte un buen tortazo.

entrada invernadero

Lo primero con lo que se topa el visitante no son las pitayas, sino con un particular bosque de lo más exótico. Cerezos de Brasil, lúcumu de Perú, costillas de Adán, pomarrosas (una fruta muy dulce), carambolas, guayabas de Brasil, guayabas rosas, caquis y madroños, ese árbol símbolo de Madrid. De todo lo más variopinto, ya sea tropical, subtropical o de cualquier latitud, hay en el jardín botánico de este agricultor antes de entrar en su invernadero de frutas del dragón.

 

 

Pitahaya 3                 Pitahaya 4

La pitaya por dentro puede ser blanca, rosa o roja, y por fuera amarilla o rosa. La venta es a través de canales cortos de comercialización, a unos 5 kilos el kilo. Pero no son sandías, ojo, es un fruto que pesa poco y no me queda claro que el rendimiento por metro cuadrado sea muy elevado.

Pitahaya 5

En cualquier hipermercado francés os podéis encontrar esta fruta a 15 euros el kilo. ¿Es posible como cultivo alternativo en Almería? ¿Hay hueco o el segmento es muy estrecho?

Pitahaya 1    Pitahaya 6    En el bosque

Emilio también tenía a la entrada de su finca una interesante colección de cactus. Los había de todas las tipologías. Poco más os puedo decir sobre éstos últimos porque en el mundo de los cactus no soy nada ducho.

cactus