España es en cítricos lo que Holanda en tomate: los reyes del comercio mundial

mandarinas con hoja

Es tal el aluvión de información que nos bombardea a diario, que a veces lo más interesante nos pasa por alto. En cierto modo con el blog procuro ser selectivo y hacer de filtro para contaros historias con enjundia que no se cuentan. Recientemente llegaba a mi correo un análisis del sector citrícola español, un estudio de más de 100 páginas, promovido por Cajamar y el CeiA3, y firmado por tres profesores asiduos lectores del blog: José Ángel Aznar, Juan Carlos Pérez Mesa y Emilio Galdeano. Los tres han sido nombrados en más de una ocasión en el blog, siendo incluso protagonistas de algunas entradas.

La pena es que un trabajo tan exhaustivo del sector de los cítricos quede tan desapercibido. De hecho, no me he tropezado con ningún artículo que lo refiera. Así que haré labor de transferencia y en unos pocos párrafos os resumiré las líneas maestras del estudio para adentraremos un poco más en un sector con un gran peso económico en España, pero al que creo que apenas se le presta atención: los cítricos.

campos citrícolas

España pese a la competencia creciente, ahí están China, India, Brasil, Turquía, Sudáfrica o Egipto, lidera las exportaciones mundiales de cítricos (3,2 millones de toneladas exportadas por campaña), lo que supone el 28% del total planetario. Estamos entre las seis principales zonas productoras mundiales, pero somos la número 1 en el comercio de cítricos. Similar a lo que ocurre con Holanda, que no dominan la producción de tomate, pero sí su comercio.

Hay bastantes paralelismos con los hortícolas. Al igual que el acuerdo con Marruecos perjudica a los invernaderos españoles, dicho tratado también afecta a los productores de naranjas y clementinas. La apertura de Bruselas a Turquía, Egipto y Marruecos preocupa a los empresarios del color naranja, ya que ocurre igual que con el tomate, menores costes de producción en la clementina alauita y coincidencia de calendarios.

Cargando naranjas

Naranja. Los principales mercados de la naranja española son Alemania, Italia y países del Este, como Polonia, República Checa o Eslovaquia. Inglaterra compra cada vez más a Marruecos.

El comercio de la naranja nacional la dominan los exportadores valencianos con más de la mitad de las operaciones. Se ve enseguida porque son ellos los que venden gran parte de la naranja sevillana, que es una zona productora en auge, pero que aún no controla los canales de comercialización.

Mandarina. Valencia y Castellón suponen el 81% del total exportado por España. Alemania, Francia, Polonia y Reino Unido son los principales clientes. También son reseñables las ventas a Norteamérica, tanto a EEUU como a Canadá.

Limón y pomelo. Aquí hay que hablar de Murcia que controla el 65% de las ventas al exterior de limón. Con el pomelo el pastel se lo reparten casi a partes iguales murcianos y valencianos. Entre los mercados, destacar Alemania, Francia, Polonia y República Checa.

comarca de Los Valles

Distribución. A diferencia de Europa, en España el canal tradicional tiene un gran peso. Tiendas de barrio, mercados (ambulantes y tradicionales) acaparan la mitad de las ventas. El supermercado, el hiper y las tiendas low cost están por detrás. En definitiva, la frutería gana la batalla.

Consumo. Datos interesantes que desconocía: cada español compra anualmente 2,3 kilos de limones, casi 7 kilos de mandarinas y 20 kilos de naranjas. Las mandarinas son las que más crecen, a costa de las naranjas, que aún así suponen un consumo total en nuestro país de un millón de toneladas.

Posdata: las fotografías que acompaño las hice esta campaña en la Comunidad Valenciana. Las de campo son de la comarca de Los Valles, al norte de la provincia de Valencia, y las de almacén fueron hechas más al sur en la comarca de La Safor.

bolsitas de cítricos

Parafruts y Agrolevante se integrarán en Única Group

Única Group

En breve veréis la foto de lo que adelanto aquí. Única Group sigue creciendo. Lo último fue su alianza con la todopoderosa cooperativa navarra AN y lo próximo será el anuncio oficial de la entrada en el organigrama de Única de dos nuevas comercializadoras más, ambas almerienses, pero de dos zonas de producción distintas, como son el Poniente y la comarca del Levante. Se cerrará en breve. A la cooperativa de segundo grado Única Group se sumarán Parafruts SAT, ubicada en Aguadulce (Roquetas de Mar, Almería) y SAT Agrolevante, asentada en Huércal-Overa (Almería).

invernadero Única Group

Parafruts nació en 1984 comercializando un millón de kilos. En la actualidad son 15 millones de kg. Es una empresa principalmente tomatera, larga vida y racimo; aunque también trabaja berenjena, melón y calabacín. Sus clientes están mayoritariamente en Gran Bretaña, Francia, Alemania, Holanda y Suiza, más EEUU, y también en el mercado nacional.

Por su parte, Agrolevante está especializada en la producción y venta de cítricos, como clementina, naranja y limón; aunque también ha entrado en el melón y la sandía. Posee más de 500 hectáreas de cultivos. Esta SAT nació en 1998 y tenía en Rusia, hasta que Putin impuso el veto, a su principal cliente. Aglutina un volumen de producción similar al de Parafruts, en torno a los 15 millones de kilos.

camión Única GroupÚnica Group en cifras

La cooperativa Única Group, cuya sede central está desde hace unos meses en el PITA (Parque Científico-Tecnológico de Almería), facturó durante 2014 un total de 201,5 millones de euros. La entidad, que dirigen José Martínez Portero como presidente y Enrique de los Ríos como gerente, suma 1.400 agricultores.

Desde que Única Group inició su andadura hace seis años ha doblado todas sus cifras, tanto de facturación como de comercialización.

En campo son 6.500 trabajadores, 1.800 empleados de almacén, 1.500 hectáreas de cultivo y 160 millones de kilos (el anterior ejercicio 2013/14).

melón Cota 120Única Group está formada por las almerienses Cabasc, Casur, Cohorsan, Ferva y Parque Natural, por la granadina El Grupo y por la murciana Cota 120. Su objetivo para esta campaña 2014/2015 es llegar a los 230 millones de kilos. Su asociada Cota 120, situada en el campo de Cartagena, será la que cierre la campaña y será entonces cuando se podrá comprobar el volumen total de 2014/15. Los principales productos de Cota 120 para este verano son melón en sus tipologías galia, cantaloup y amarillo, y pimiento california.

Y vuelvo al inicio de este post. Única Group ganará aún más músculo en tomate con Parafruts, y se posicionará en el segmento de los cítricos de la mano de Agrolevante. Como siempre digo en estos casos, ¡suerte!

melón al aire libre

Agricultores de primera y de segunda. PAC para unos y sin pan para otros

sandías al aire libreEn el seno de una familia bien avenida solo hace falta meter la cizaña del dinero para que la armonía salte por los aires. Y nada mejor para dividir a los agricultores que subvencionar a unos y no a otros. Es lo que ocurre con la PAC que viene de Bruselas, pero no estoy hablando de que haya subvenciones para el olivar y no para las frutas y hortalizas ¡no, no! sino que estoy diciendo que dentro del sector hortofrutícola hay quienes reciben ayudas y otros que no. De tal manera que hay producciones de pimiento lamuyo en la zona del Guadalquivir que reciben dinero de Bruselas, de modo que ese agricultor no está agobiado pensando por cuánto va a vender sus pimientos; mientras que sus vecinos, los productores de ese mismo tipo de pimiento en Murcia o en Almería, están compitiendo en el mercado sin que nadie les dé una palmadita en forma de ayuda.

Esto significa que hay agricultores de primera y otros de segunda.

Hace un par de tardes estuve varias horas hablando con Andrés Góngora sobre esta cuestión. Ya en su día también lo hice con Roque García, en esto, la Coag y la Upa se entienden muy bien. No puede haber agricultores en la zona occidental de Andalucía que pongan sandías sin importarles por cuánto las van a vender, ya que tienen una paguilla de la UE que les saca de los aprietos; mientras que hay otros en el Levante español que las están pasando canutas para no malvender sus sandías. Como siempre. Divide y vencerás.

VisitaMinistra7JPG

Esto que estoy comentando se lo refirieron los de la Coag a la ministra Isabel García Tejerina la semana pasada en su visita a El Ejido. No hubo mucho tiempo, pero sí el suficiente para recordarle que aquí todos los que vivimos de la horticultura tenemos que tener todos las mismas reglas de juego. Y he puesto una foto de la ministra en el ayuntamiento ejidense, rodeada de empresarios y también de políticos, pero que ningún avezado lector vea en ello carga política alguna. Este es un blog que huye de cualquier atisbo de tufo político, tan sencillo como que lo que aquí suscribo también lo podría decir de Cañete o de sus predecesoras socialistas.

Y habrá quien se pregunte por qué unos sí y otros no. La explicación es sencilla. En la otra zona de Andalucía productores de maíz, girasol o remolacha, entre otros cultivos, tienen derechos históricos adquiridos que les permiten recibir ayudas de la Política Agraria Común (PAC) desde hace años. Lo que ocurre es que han dejado esos cultivos y se han pasado a los hortícolas, y como las ayudas están sujetas a la tierra (y no a la producción) pues pueden cultivar pimiento, calabacín, sandía, melón o brócoli – por poner ejemplos – y recibir dinero tanto de su venta como de su derecho de Pago Único.

Esto a todas luces es injusto. Es legal, pero injusto, como ocurre muchas veces con la ley. La ética camina por un lado y las normas que nos imponemos por otro.

sandía en Murcia

Un día de lluvia con Channel 4, televisión del Reino Unido

Estaba con varios agricultores de San Agustín en la cafetería de la gasolinera que hay a la entrada de la pedanía. Fuera arreciaba una lluvia furibunda. En Almería caen cuatro gotas, pero cuando caen son para temerlas. Me estaban contando los amigos cómo va el tema de las prometidas ayudas de la Junta para poder levantar sus invernaderos. Al final, según datos oficiales, las hectáreas de fincas desplomadas por el granizo del 19 de enero han sido muy superiores a las peritadas inicialmente, un total de 74,6 ha. Pues bien, estábamos en esas cuando entraron por la puerta del bar dos chicas y un chico, éste último con una cámara de televisión.

lluvia en San Agustín

Rápidamente nos dimos cuenta de que no eran españoles. Antes de marcharnos me acerqué para preguntarles y me dijeron que eran del Canal 4 del Reino (Channel Four), una televisión inglesa. Se habían perdido con la lluvia entre el laberinto de invernaderos de Tierras de Almería, y antes de buscar mejor orientación, habían parado para almorzar.

Nos preguntaron si era posible grabar imágenes del trabajo en los invernaderos y les explicamos que en un día de agua como ése no era posible la labor bajo el plástico. Al día siguiente se marchaban, habían estado días atrás en Murcia, pero no tenían imágenes de Almería. Querían ver a la gente de nuestro sector trabajando, así que la única opción era el manipulado.

Como los vi apurados, me ofrecí a acompañarlos y a darles cuantas explicaciones precisasen para que pudieran hacer un buen reportaje sobre nuestro campo. Ya sé que en este punto habrá opiniones para todo; pero en mi caso, teniendo ambas visiones (la de periodista y la de hijo de agricultor), no me cabe duda de que lo mejor en estos supuestos es colaborar por el beneficio de todos. Se trata de una televisión nacional, de un país como el Reino Unido, estratégico para nuestro sector. Grabar van a grabar, informarse se van informar, pues creo que lo mejor es facilitarles el trabajo para que se informen bien y para que graben lo mejor de nosotros.

Desde aquí quiero agradecer al gerente de Alhóndiga La Unión, Jesús Barranco, que atendiese mi llamada improvisada para poder llevar a este equipo de Channel 4 al almacén de exportación de su empresa. Grabaron la confección de pimiento california, amarillo y rojo y quedaron maravillados. Se fueron con buen sabor de boca y les gustó lo que vieron. Me preguntaron de todo, sobre todo, por la economía de los agricultores almerienses. Les expliqué los bajos márgenes con los que cuentan y cómo presiona la gran distribución, siempre a la baja.

Lo que más les llamó la atención es el concepto de agricultura familiar, base del ‘modelo Almería’. Más de 17.000 pequeños y medianos agricultores redistribuyendo la riqueza y cultivando alimentos de calidad.

Siobhan Kennedy, Business Editor, es la jefa de la sección de finanzas de este canal; Jim Wickens, es cámara y periodista. Jim comentó que había trabajado en el Reino Unido en la principal comercializadora de pimientos de su país y que el olor al california le recordaba aquellos tiempos. Iban con un poco de prisa y no pudieron ver el envasado del resto de hortalizas, como calabacín o berenjena. Pero creo que salieron satisfechos.

Los acompañaba Alicia, nutricionista que hacía las veces de traductora. Antes de despedirnos nos hizo una foto, solo una, je,je. Lo digo porque Siobhan sale con un gesto extraño. De todas formas, en la web de la televisión podéis verla mejor y pinchar sus artículos: http://www.channel4.com/ Y también sus vídeos. Solo tenéis que poner su nombre y apellido en el buscador de la web, Siobhan Kennedy.

Channel 4

Por cierto, de lo que yo quedé impresionado es de los robots de pimiento tricolor de La Unión. Uno para verde, otro para rojo y otro para amarillo. Impresionante.

Posdata. La campaña de la alemana Esther Schweins, que ha estado tres años promocionando las frutas y hortalizas españolas, puede estar bien. No lo pongo en duda. Pero personalmente pienso que tiene más impactos y credibilidad lo que pueda emitir y contar una televisión nacional de cualquiera de los países de la Unión Europea. Abrirles nuestras puertas, explicarles nuestro trabajo y buen hacer es la mejor campaña de promoción que se puede hacer. Nadie habla mal de uno cuando se le trata bien (o al menos tendrá más pudor, y ningún argumento, a la hora de hacerlo).

Jaque mate a los fitofortificantes

almacén de suministros

Con fecha 16 de diciembre de 2014 se publicaba en el BOE (Boletín Oficial del Estado) el Real Decreto 951/2014 de 14 de noviembre por el que se regula la comercialización de determinados medios de defensa fitosanitaria, es decir, los famosos fitofortificantes. En base a la disposición transitoria establecida en el mismo, los Medios de Defensa Fitosanitaria que actualmente se están comercializando al amparo de la Orden APA 1470/2007 de 24 de mayo (la cual queda derogada por este Real Decreto) deben presentar en el plazo de 6 meses, desde la publicación del Real Decreto, la solicitud que se encuentra en los anexos del mismo, junto con la documentación requerida, la cual debe cumplir con los requisitos fijados en la Instrucción de fecha 17 de diciembre de 2014 de la Dirección General de la Sanidad de la Producción Agraria.
Ministerio de Agricultura. Registro de determinados medios de defensa fitosanitaria (MDF)

Todo lo anterior lo explico para que nadie se lleve a engaño. A los fitofortificantes le quedan cuatro días. Al menos con ese nombre. Recupero aquí un artículo publicado hace más de un año en este blog en el que se explicaba la picaresca de vender gato por liebre: “Publicidad engañosa en los nuevos productos nutricionales

laboratorio

Debido a la nueva normativa en las últimas semanas han quedado derogados centenares de productos de los denominados fitofortificantes, entre el 50-70%. Os paso el enlace: Productos no aptos para la comercialización.

Se trata de una lista activa que semanalmente se va incrementando. cultivo

Por otro lado, los que NO están en dicha lista y SÍ están permitidos, podrán venderse solo durante un plazo de 6 meses, que podrá prorrogarse otros 2 meses hasta el 17 de agosto. Es la fecha en la que podrán despacharse en los almacenes de suministros agrícolas, mientras que el agricultor podrá usarlos en su finca hasta el 17 de diciembre de 2015.

¿Qué pasará a partir de entonces? ¿Se volverá al registro de abono CE? ¿Nutricionales aunque sean de sanidad? ¿O seguiremos con la ensaladilla rusa? ¿Alguien lo sabe?

Mis 76 mejores fotografías agrícolas del año que acaba de expirar

Me he pasado las últimas horas buceando en mi archivo fotográfico del último año y he hecho una recopilación de las 76 imágenes de temática agrícola que más me han gustado. Son todas fotos originales. Instantáneas del campo almeriense y granadino, de la huerta valenciana y murciana y de La Mancha. Espero durante este año 2015 poder retratar nuevas zonas de producción.

El Ejido anocheciendo

ZeraimWise y Naanviendo pepinosvidesUAL-Anecooptrabajandotrabajadorestrabajadora agrícolatomates

tomate Syngenta

tablón de anunciossubsaharianosimposium fresasSaliplantagricultor ÁguilasagricultoraalambradoresCèlineEspañaCon la ministra

calabacín La Ñeca

AgrupaEjidoamarilloAntonioBruselas DominikaBruselas periodistas europeosRetailersrezandoAlhóndigaPuri

público

calabazascocina experimentalcogiendo judíasconfección de naranjasCongreso Syngentaconstrucción de invernaderoscuernosCota 120directora de Las Palmerillas

calabacín

ecológicosenvasandoproductor de calabacínplantas reservorioPhiloseedpitahayapepinopaella agrícolaPablo Campra

cebollas

melones y sandías murcianasmelón RZ finca Murciamelón RZ en MurciaMeridiemLos Filabreslechuga Murcialaboratorio Citrosolespantapájarosjardín fauna auxiliar

melón en Murcia

MabelamuyosLa Ñecajornada SeminisKapiajornada talentosgranizojaponesesfoto Angello

Miguel Vargas

finca de calabacínfinca en La Mojonerafinca de pimientos

protegiendo las sandías

Los productores holandeses e israelíes sufren la misma crisis de precios que los españoles

Hablar de hundimiento de precios en el sector hortofrutícola español no es noticia, pero si ampliamos el radio de dicha crisis a los productores de Israel y Holanda, ¿ante qué hipótesis nos encontraríamos? Empezaré este artículo por el final, adelantando lo que sería la conclusión a este primer párrafo a modo de entradilla: vivimos en un aldea global en la que los intermediarios de cualquiera de los países (esa familia llamada ‘clientes’) no están dispuestos a pagar ni siquiera el coste de lo que cuesta producir las hortalizas.

Holanda

Escribía en uno de los foros de este blog hace unos días desde Israel el amigo Gabriel Camhi, director de Wise Irrisystem. Dejaba un comentario revelador de lo que realmente está sucediendo en el mundo de las frutas y hortalizas a nivel planetario: Hola José Antonio, Estoy viendo en este momento un reportaje de televisión alucinante: agricultores israelíes que están hartos de recibir un precio de 2.5 nis con un coste de 4.5 nis. Se plantaron a la entrada de las cadenas de supermercados y reparten pimientos gratuitamente. Las cadenas venden a 10 nis. Los agricultores se organizaron y no venden a las cadenas. El agricultor que inició esta protesta se llama Barak Omega. Gabi”.

La siguiente fotografía es de un invernadero de pimiento situado en Haarava, el desierto al sur de Israel.

Haarava (el desierto al sur de Israel)

Eso en cuanto a Israel, pero una situación muy similar están sufriendo los productores en Holanda, que están con el agua hasta el cuello, aunque a veces en nuestro país creamos justo lo contrario. Un empresario holandés me relataba lo siguiente sobre su tomate esta misma semana: “Nuestra rama criada con luz artificial de Holanda ahora mismo se vende en mi país a 4,25 euros caja de 5 kilos. Más barata que la de Almería. Es la primera vez que veo esto. ¿Sabes el coste que tiene este producto con luz artificial?”.

A España llegan pocas noticias de lo que ocurre en Holanda o mejor habría que decir que estamos tan preocupados por mirarnos el ombligo que no vemos que los vecinos sufren situaciones análogas a las nuestras. Y ahora es cuando saco del cajón aquello de la OPFH europea que los almerienses nos pasamos por el arco del triunfo cuando hace unos pocos años sus promotores vinieron a tierras del indalo con la idea de impulsar la unión de los agricultores de todo el continente. El propósito era frenar lo que ahora está ocurriendo, es decir, que los productores sean tan inmensamente frágiles ante los constantes devenires que provocan crisis de precios año sí y año no.

En Holanda ya no hay Interprofesional. Y casi que ni Ministerio. El que era de Agricultura se ha convertido en dirección general de otro más amplio que trata también otras temáticas económicas y de comercio exterior. Los bancos holandeses hasta ahora sostenían al sector hortofrutícola de su país. Ahora parece ser que se han cansado de jugar ese papel. Antes se encargaban de que los productores que tenían financiados cambiasen de cultivo, por ejemplo del pimiento al tomate, con la esperanza de poder recibir así las letras de sus créditos. Pero este contexto ha variado. No funcionan ni el pepino ni el pimiento y ahora tampoco el tomate, ¿qué hacen pues los bancos? Me comenta el “pájaro loco” que es la hora de los embargos.

El veto ruso a quien más ha dañado ha sido a los holandeses. Pero en este sector somos como un dominó. Las fichas caen todas con el impulso de un solo golpe.

Y luego de regreso a España vemos que la semana 50, que es la del año en la que hay más pedidos y a mejor precio, ha pasado con mucha pena y sin ninguna gloria. Y la 51 igual. Arribamos al término del año y la cuesta de enero del invernadero llega con adelanto. El desnivel de la pendiente liquidará de forma fulminante cualquier exceso de turrones y mantecados. Habrá cosas para celebrar, y muchas, pero ninguna agrícola.

Es de necios consolarse con el mal ajeno. Las lluvias y tormentas sufridas en Agadir (Marruecos) provocaron importantes pérdidas en los cultivos de calabacín en malla. La tablilla de la pizarra de este producto repuntó un poco, pero la marejadilla de fondo obliga a una reflexión más profunda. Tampoco tiene lógica que después de que se anunciase que habría desabastecimiento de pepino esta Navidad nos encontremos ahora los precios paupérrimos que sufre esta hortaliza. ¿Y qué decir de la recomendación hecha ayer de retirada de pepinos porque han salido de calibres inferiores a los habituales y esos todopoderosos clientes no los quieren así?

super europeo

Para rizar el rizo, en mitad de esta crisis internacional de precios hortofrutícolas, me manda un amigo algunas fotos hechas en supermercados europeos. Solo publico una de ellas, en la que el consumidor tiene que pagar 6,45 euros por un kilo de pimientos rojos de origen español, o 6,60 euros si son tomates y 7,80 si dichos tomates son tipo cocktail. Todo de procedencia hispana. Si atendemos a dichas cotizaciones, concluiremos que la crisis generalizada de la que hablo nada tiene que ver con el supermercado, se queda a pie de campo. Así que esa ama de casa europea está a años luz de comprender los entresijos que hay en este artículo.

Posdata: Son casi las 12 de la noche del sábado. Este artículo se publicó a las 10 h de esta mañana, pero voy a hacer un añadido para incluir dos imágenes más que pueden ser pertinentes. La primera es de estos días, tomada en Madrid en una cadena francesa de hipermercados. El pepino tipo Almería se vende en origen a un precio que oscila entre los 25 y los 15 céntimos, según la pizarra que acabo de consultar. Sin embargo, la ama de casa madrileña por un kilo de esos pepinos tiene que desembolsar 4,5 euros. ¡¡Qué alguien me lo explique!! Ya no hablamos de un supermercado situado en Inglaterra, en Alemania o en los países nórdicos, se trata de un producto que se vende en España, en Madrid. ¿Cómo se justifica tal abismal y desproporcionada subida de precio? ¿Quién se queda con ese cuantioso margen comercial?

pepino Carrefour

La segunda instantánea es una mofa a la anterior. Una nueva variedad de pimiento que misteriosamente da como frutos billetes de 50 euros.

espejismo

¡Feliz Navidad, con Instagram!

árbol de libros

Esta semana fui con mis pequeñajos Felipe y Paloma a la biblioteca municipal de El Ejido. Les encanta. A mí lo que me maravilló fue el árbol de Navidad que había en el vestíbulo central, hecho con libros. Le hice una foto con el móvil y usando la aplicación Instagram se consiguen efectos psicodélicos. Así que he pensado que en un día como el de hoy lo apropiado es aparcar lo cotidiano y evadirse con los motivos navideños. Y todo lo que implican. Vida auténtica.

Árbol de Gandía

Aprovecho para dejaros una colección de una docena de fotografías de mi cuenta de Instagram y animaros así a que os unáis a esta otra red social, basada en fotografías. Es una manera de viajar por el mundo, aunque sea a golpe de teclado de móvil.

El Toyo

Junto al árbol de Navidad de la biblioteca ejidense veréis otro gran árbol de Navidad que retraté una noche del puente de diciembre en Gandía. También hay varias instantáneas de Granada, del Albaicín, del Sacromonte y de la Alhambra; un valle de uvas en Sierra Espuña (Murcia); otra instantánea de una pequeña charca en las inmediaciones de Elche, con un fondo de colores espectacular; clementinas de la comarca valenciana de Les Valles; el castillo de la Calahorra en el interior de la provincia de Granada; viejos molinos quijotescos en la llanura de La Mancha; raíles de tren en la ciudad de Madrid; invernaderos sobre la montaña en la costa de Castell de Ferro, y unas pitas en El Toyo, Almería (la foto superior).

La AlhambraGranada

Si os gustan, os invito a que me sigáis en Instagram. Mi cuenta: j.a.arcossanchez

castillo de la CalahorraSacromonteCastell de FerroSierra EspuñaLes VallesEntre Elche y AlicanteLa Mancha

¡Ojo a Turquía! El mayor productor de tomate y el país más beneficiado por el veto ruso

En demasiadas ocasiones se nos va la mirada hacia el sur, para cruzar el Estrecho y debatir sobre la competencia del vecino marroquí; pero muy pocas veces centramos la atención en oriente, donde hay un coloso llamado Turquía, que es el mayor productor de tomate de esta parte del mundo.

tomate en caja de madera

Además, Turquía – junto a Israel – es el gran beneficiado del veto ruso. Puesta la barrera a las producciones comunitarias, turcos e israelitas tienen mucho que vender a Rusia. Sin embargo, puede haber otra lectura, ya que si ambos países se centran en el mercado de Moscú, en cierto modo descongestionarían los mercados europeos – ya maduros – para beneficio de los productores españoles. Países como Alemania o Francia durante esta campaña podrían tener más volúmenes de perecederos hispanos, con un previsible repunte para la media de nuestros agricultores. Pero eso habrá que verlo.

Igual que habrá que ver en el futuro – y es esto en lo que quiero detenerme – qué ocurre con el tomate español, si algún día Turquía ingresa en la Unión Europea. Algunos datos para la reflexión, extraídos de la estadística oficial de la UE, Eurostat.

Superficie. España tiene casi 26.000 hectáreas de tomate para el consumo en fresco; Turquía entre 124.000 y 128.000 hectáreas. ¿Impresionados? Yo también lo estoy. Habría que matizar que la mayoría de esa superficie es al aire libre, ya que Eurostat cifra en 24.000 las hectáreas de invernadero con cultivo de tomate que hay en Turquía, mientras que en España ese guarismo está en casi 20.000 hectáreas. En resumen en este último aspecto, son 4.000 hectáreas en cultivo intensivo de tomate a favor de los productores turcos. Un número nada desdeñable.

Producción. Si se suma el cultivo al aire libre, más el protegido, más el tomate de industria, Turquía tiene una capacidad productiva de 11.000 millones de toneladas de tomate. ¡¡Bárbaro!! Le sigue muy por detrás Italia con más de 5.000 millones de toneladas de tomate (insisto que en todas las categorías), mientras que España está en el tercer lugar con algo más de 4.000 millones de toneladas. A continuación Portugal, ya por debajo de la barrera de los 1.000 millones de toneladas, después Grecia, seguida de Holanda, Francia y Polonia.

Llama a la confusión el poco tomate que produce Holanda, y los ríos de tinta que se escriben sobre el tomate holandés; y lo mucho que produce Turquía, y lo poquísimo que se escribe al respecto.

verde ensalada

Murcia se queda con el monopolio de la uva

Murcia

Por lo menos con el de la uva sin semillas, que es la que mejor se paga. Y es llamativa la hoja de ruta que ha seguido Murcia para hacerse con un negocio que el siglo pasado copaba Almería. Pero los almerienses tiramos la toalla, creyendo que no tenía futuro un sector que sí han sabido catapultar nuestros vecinos murcianos del norte, que aliando iniciativa privada y pública han sabido imponerse como nadie en España.

La primera fotografía corresponde al campo murciano; la siguiente de uva tinta está hecha en Alicante, en el municipio de Monforte del Cid – valle del Vinalopó – durante un viaje que hice a esta zona hace meses. El resto de imágenes son de Almería. La del espantapájaros es de Dalías, al igual que la de la balsa, donde se adivina un valle, que discurre hasta Berja y que antaño estuviera cubierto de parrales hoy día reconvertidos en invernaderos de frutas y hortalizas. También hay una instantánea de un enamorado de la uva de mesa, José Mira. Es la fotografía de los parrales que están en un invernadero, situado en El Ejido y que aparece para cerrar este artículo.

AlicanteSiempre que he tenido ocasión he buceado en los restos del naufragio uvero que sufrió Almería. Así que hace unos días cuando en Madrid, en el marco de Fruit Attraction, se celebraba el III Congreso Internacional de Uva de mesa sin semilla no dudé en entrar a las ponencias para conocer el nuevo escenario en el que se mueve este cultivo. Por experiencia me doy cuenta de que en la mayoría de las jornadas internacionales de cualquier materia los ponentes dibujan un mundo maravilloso lleno de oportunidades y donde los mercados sucumben a los cantos de sirena de quienes mueven los engranajes del sector en cuestión, ya se trate de fresa, cítricos, tomates o uvas. El patrón es el mismo. Así que hay que rasgar un poquito más en este tipo de eventos, preguntar a los asistentes, entrevistar a los ponentes cuando ya no están junto al atril o buscar la opinión de los críticos para poder saber cuáles son los verdaderos derroteros por los que se camina.

Juan Carreño, ITUM
Los murcianos crearon hace más de una década la compañía privada ITUM, Investigación y Tecnología de la Uva de Mesa, donde están representadas la mayor parte de las empresas. ITUM se alió con el IMIDA, Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Alimentario. Fruto de esta alianza estratégica se han canalizado ayudas y subvenciones públicas con las que se ha logrado una revolución varietal que coloca a Murcia en una posición privilegiada. Dichas variedades no se comercializan en ninguna otra zona del país, así que los productores murcianos se quedan con la ventaja competitiva que supone disponer de una docena de nuevas variedades (más otras dos que se registrarán antes de acabar el año) con un más amplio recorrido en el calendario, con mejor productividad, mayor vida y aguante poscosecha (pensando en la exportación), gran sabor, textura firme, color atractivo, más crujientes y con un mayor nivel de tolerancias. Prevén en tres o cuatro años obtener resistencias a mildiu y oídio.

Con estos atributos no hay quien le tosa a los vecinos del sureste peninsular. El propio consejero murciano de Agricultura, Antonio Cerdá, dijo que su región “es líder europea de uva de mesa, gracias al programa de investigación de la Administración murciana”. 

espantapájarosSobre el papel muy bien, pero yo me pregunto, ¿por qué los productores de Alicante o Almería no pueden disponer de esas nuevas variedades? Si ha habido fondos públicos para su desarrollo, ¿solo pueden disfrutar de su explotación comercial las empresas de Murcia?

Berja

Hay más. Donde sí se venden estas variedades es en otros continentes, tal vez creyendo que la competencia solo es del vecino. Para ello se han creado dos sociedades. A.N.A. que ha enviado este material genético a Chile, Perú y Brasil; y la firma S.N.F.L. que trabaja como filial en Sudáfrica.

Se han dado situaciones esperpénticas como que empresarios españoles de otras provincias diferentes a Murcia han intentado comprar algunas de esas variedades a los chilenos que a su vez las habían adquirido de los murcianos.

Por eso titulaba más arriba con la idea de que Murcia se hace con el monopolio de la uva de mesa apirena o sin semillas.

My beautiful picture