¿Hasta cuándo estarán caros los pimientos?

Pimiento-rojo2

El pimiento rojo en Almería lleva varias semanas a buen precio, pero el interrogante pasa por saber cuánto durará esta situación anómala para un mes de septiembre, inicio de octubre. Este domingo estuve en el Casino de Dalías en un bautizo y varios de los comensales con los que compartía mesa me lo decían. “Ya he echado la campaña”, sonreía Jesús, un productor de temprano de esta zona. Así que si las pizarras se mantienen varias semanas más, los agricultores de la Baja Alpujarra podrán esperar más tranquilos que otros años la llegada del crudo invierno.

Pimientosen-manoEn la vecina Berja pasa algo similar. Se está cogiendo todo lo que se puede. Así que es difícil encontrarse con un pimiento rojo en un invernadero, ya sea lamuyo o california.

La explicación de todos es la misma. El calor de julio, esa ola que asoló a medio mundo batiendo cifras de temperaturas sofocantes, provocó en nuestro micromundo agrícola un final de campaña de pimiento anticipado en Murcia. Desde entonces la demanda ha sido superior a la oferta, lo que se ha acentuado con los cuajes irregulares provocados por el calor en el verano almeriense. De ahí que también los kilos en estas semanas sean menores a los que había ahora hace justo un año. En conclusión, el acordeón de la oferta y la demanda, el de siempre. En Almería se ha retrasado la campaña de pimiento, motivo que explicaría que en estas primeras semanas de campaña los precios estén más elevados de lo que acostumbran por estas fechas.

Grupo

Alguno de los agricultores de Berja que veía estos días me hacía una conclusión muy oportuna: ¿Qué pasará cuando llegue el golpe de pimiento? Si nos atenemos a la ley de la oferta y la demanda, la respuesta ya está dada.

Posdata: ¿Y qué decir del tomate? Anoche bajé a la frutería que hay debajo de la casa de Ana en la ciudad de Almería. Nos habíamos quedado sin tomates en la nevera para hacer la ensalada. La frutera me ofreció unos tomates tipo Daniela a 2,5 euros/kilo. Bendito precio, si es el que se le paga al agricultor. La señora me dijo que están muy caros, algo que sabemos todos, pero una cosa es que estén caros y otra bien distinta es que se duplique el precio en apenas un par de km. La frutería está a pocos kilómetros de esos invernaderos de La Cañada o El Alquián donde se crían. La frutera no tiene que pagar semilla, ni amortizaciones con el banco, ni mano de obra ni ningún coste que sí tiene que afrontar el agricultor. Cuando subí a casa me fui a la página de Agropizarra para ver las medias del tomate Daniela, estos días por encima del euro, pero raspándolo: http://www.agropizarra.com/es/ ¿Cómo puede incrementarse en apenas un par de kilómetros el precio de ese tomate? Del euro salta a los dos euros y medio. La historia de siempre: es más rentable vender que producir.

Pimiento-rojo1

Anuncios

6 pensamientos en “¿Hasta cuándo estarán caros los pimientos?

  1. José Antonio,
    Sólo una reflexión. Si compramos dos tomates a 2,50 nos gastamos , pongamos 50 cent. Si los comprásemos en el productor a 1 eur el kg, pongamos que nos costase 20 cent.
    Podemos pagar con esos 30 cent de diferencia nuestro tiempo (el que emplearíamos en ir hasta el productor) y el gas-oil del coche..?
    Si se añade valor en el proceso es lógico que el precio suba.

    Me gusta

  2. Buenos días, Luis, y gracias por participar en el foro.

    Creo que la proporción que pones no se ajusta al abismal diferencial de precios, eres muy generoso con el intermediario.

    Insisto, si se le paga al productor un euro, y a dos kilómetros de distancia se vende ese mismo tomate a 2,5 euros de cara al consumidor, las cuentas no salen. Y siguiendo tu símil, para ser equitativo el proceso, el precio del gasoil debería de multiplicarse exponencialmente, de modo que ni nos acercaríamos a las gasolineras ni nos importaría pagar lo que fuese porque nos acercasen los tomates unos pocos metros. De hecho con esa regla de tres iríamos a todos sitios andando, e incluso no podríamos pagar un ticket de transporte público porque sería inasumible (permíteme, Luis, la ironía).

    Es lógico que el precio suba, pero de manera equitativa, no de forma descontrolada. Y otra cosa, la justificación de ese sobreprecio sería creíble si en el proceso del productor al consumidor se aportase algún valor añadido, pero no es el caso. El tomate sigue siendo el mismo, no se transforma ni mejora nada, solo cambia de manos. Así que la cadena se mueve por la mera ley del lucro.

    Me gusta

  3. Entiendo que otro factor también ha incidido en los buenos precios: menor cantidad de genero en Holanda. ¿Cómo ven la calidad de los pimientos a día de hoy? Comentan que – debido al mismo calor – sigue siendo un tanto irregular, con las paredes más inconsistentes, menos 4 cascos, “hombros” no perfectamente formados.

    Me gusta

  4. Hola a tod@s,no quería….pero al final no me he podido aguantar,y es que,el comentario de Luis me ha tocado un poco la moral,porque,al final, supongo que todos opinamos de lo que entendemos y de lo que no,pero no tiene ni punto de comparación todo lo que gasta y arriesga un agricultor,lo poco que se le paga,en algunas ocasiones,por los productos que cultiva y es precio absolutamente desproporcionado que nos encontramos en los lineales de los supermercados.Y que conste que todos somos consumidores y nos gusta comprar lo más barato posible,eso sí,sin renunciar a cierta calidad.

    Me gusta

  5. He sido agicultor casi toda mi vida , suelo mirar mucho las etiquetas que obligatoriamente deberian tener en las fruterias , y cuando no estan pregunto al vendedor/a la procedencia de ese producto y como no puedo pasar sin ese tomatico rayado para la tostada he tenido que pagar por lo menos durante el ultimo mes ese precio, y casi siempre me decian que venian de polonia , belgica, holanda , italia….y me quedaba como decia mi madre” haciendo cruces”

    Me gusta

  6. José Antonio
    La frutera no tiene que pagar amortizaciones al banco ni mano de obra. La gente trabaja gratis para ella y el banco le perdona la hipoteca del local o la dueña del local la cuota. De hecho si la mujer vende en la semana 30 kilos a 50 céntimos de margen sacara 15€, suponiendo que esa sea el margen y que venda todo lo que compra. Pedazo de rendimiento, tiene que estar la mujer harta de ganar dinero…. Tampoco el mayorista que compra, empaqueta y distribuye no soporta riesgo de bajada de precio en proceso, ni paga a sus trabajadores ni almacen ni nada, tampoco aporta valor (que los normalice en el packaging se corresponda no aporta valor al proceso, simplemente lo hace por inercia o por iniciativa propia)

    salvo cuatro buitres que hay en el sistema todas las personas aportan valor de una u otra forma y son necesarias
    Ahora bien, que haya que fijar precios mínimos, que haya que hacer una mejor planificación para evitar las sobreproducciones son objetivos que son mas realistas y necesarios que dedicarse a criticar la diferencia de 1,5€ entre una subasta de la zona y una vendedora local.

    Por favor, todos tenemos mucho que hacer en la mejora del modelo Almeria pero desde la responsabilidad individual de cada uno y no desde el victimismo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s